EL TALLER

Mi actual taller se encuentra en la zona de Chamberí. Se creó en el 2000, después de tener otros. En él imparto las clases y también realizo los encargos.

Las clases son grupos de máximo cinco personas ya que la atención es muy personalizada. Los alumnos disponen de todos los materiales aquí y tienen taquilleros y carpetas para dejar sus papeles. Vienen un día o dos en semana y su continuidad depende de lo que ellos quieran aprender: sólo encuadernación en cartoné pudiendo estar un curso, o la piel y técnicas decorativas que les puede llevar más tiempo.

Mi experiencia laboral va desde libros de protocolo y actas realizados para el Consejo de Estado, estuches para obra gráfica como el Bestiario de  Salvador Retana, encuadernación de libros especiales (antiguos, nuevos o primeras ediciones) de las bibliotecas de clientes, y muy variados encargos para particulares: tesis, libros de firmas, estuches, álbumes y carpetas.

ENTREVISTA EN TELEMADRID
enlacevideo

 SARAH OLSEN

12241688_774544366024054_4866767035355251922_n

Sigo escuchando a los libros cuando los encuaderno: les oigo lo que necesitan porque ellos piden. Y en el proceso de crearlos me encuentro conmigo misma.

 

Me acerqué a la encuadernación a los 16 años, allá por 1986, movida por mi amor a los libros y la necesidad de hacer algo artístico.

Después de tener distintos maestros, consolidé y aprendí este bello oficio en la Escuela de Antolín Palomino. Mi maestro fue Antonio Díaz Montero. Todo lo que sé se lo debo a su bien hacer, paciencia y generosidad.

Fueron años de aprender lo estructural del libro, desde la tela hasta la piel, con todos sus pasos y buenas maneras para acabar teniendo un libro sólido y  cómodo para su lectura. Luego vino aprender las técnicas decorativas: el dorado, gofrado, mosaico y decoración de cortes.

Sin apenas darme cuenta fui transformando mi afición en mi actual profesión. Dar el paso a la enseñanza consolidó todo lo aprendido y me llevó a abrirme a la experiencia de hacer cosas nuevas, empujada por mis alumnos siempre inquietos y llenos de nuevas ideas.

Comencé a tener encargos y a convertir lo que imaginaban los clientes en objetos únicos y exclusivos para ellos.

Y en ello sigo porque mi oficio es mi pasión.

Sigo escuchando a los libros cuando los encuaderno: atenta a lo que ellos piden. Y en el proceso de crearlos me encuentro conmigo misma.

Otra de mis pasiones es la Psicoterapia.  Estoy formada como Terapeuta de Orientación Gestáltica,  Psicoterapia Clínica Integrativa (IPETG, Alicante) y en el Programa SAT. Todas estas formaciones me han ayudado a la hora de enseñar el oficio de la encuadernación. La escucha de las necesidades del alumno y la enseñanza respetuosa, son mis máximas.

La encuadernación facilita nuestra escucha interior en dónde lo estructural y lo creativo conviven. Es una experiencia de atención en el presente, intención de crear y recuperación de nuestra confianza.

También voy encuadernando mi biblioteca particular de psicología: psicoanálisis, gestalt, bioenergética, psicología sistémica, psicoterapia infantil, arteterapia, meditación….y compañeros y profesores de estas materias tan distintas escriben sobre la obra y lo comparto en el apartado ARTÍCULOS Y COLABORACIONES.